Acciones de Facebook para la caridad

Por Kayleigh Yerdon, becaria en la Universidad de Cornell durante el verano de 2015 Lo más probable es que todos revisemos nuestras páginas de Facebook por lo menos una vez al día, si no varias. En términos de decisiones de inversión - en especial del nuevo estilo de inversión de los millennial - es posible que el hecho de conocer un producto muy bien interfiera en nuestras decisiones. Quizás nos interesemos en las acciones de empresas muy conocidas como Facebook, Apple, Nike y otras (aunque solo sea para estar mejor informados) simplemente porque estamos muy expuestos a sus productos.

Los analistas ponen especial atención a los mercados más seguidos por la población, por los que muchos de ellos se pusieron nerviosos esta semana cuando Facebook, productor de un servicio que más de mil millones de usuarios utilizan activamente cada mes, dio a conocer una noticia importante.  El Director ejecutivo de la red social, Mark Zuckerberg, anunció que a lo largo de su vida regalará el 99% de sus acciones de Facebook a la caridad. Zuckerberg está básicamente moviendo sus acciones hacia una SRL (Sociedad de Responsabilidad Limitada) llamada Iniciativa Chan Zuckerberg. A partir de ahí, las acciones serán vendidas de forma gradual y el dinero recaudado será utilizado en gran medida para financiar procesos de investigación. El valor de estas acciones asciende a aproximadamente 45 mil millones de dólares. Aunque se trate de una gran iniciativa para la caridad (destinada a apoyar la investigación en los campos de la salud, la educación y la ciencia principalmente), la noticia de Zuckerberg dejó a muchos inversores con dudas sobre la reacción de las acciones de Facebook a corto plazo. Es más, muchos analistas se preguntan qué impacto tendrá el movimiento gradual de las acciones de Zuckerberg en la estabilidad futura de Facebook a nivel empresarial, si su fundador y Director ejecutivo pretende estar menos involucrado.

Según ha constatado la evolución de los mercados en los últimos días, los precios de las acciones de Facebook han sido algo inestables, nada que no haya ocurrido ya anteriormente. En el momento del anuncio el precio de la acción rondaba los 104 dólares. El martes se produjo una subida de casi un 3%, y el miércoles una ligera bajada, tras la que la acción cerró a un precio un poco superior a los 106 dólares. A partir de esto podemos presuponer que los inversores reaccionaron positivamente a la declaración de Zuckerberg y poco a poco volvieron a su estado de confianza habitual.

En cuanto al futuro de Facebook como empresa, muchos analistas han defendido que ya que las acciones del fundador se venderán de forma gradual ("mientras Zuckerberg viva"), la noticia no tiene ninguna influencia sobre la futura estabilidad de Facebook. Zuckerberg seguirá siendo el propietario de la empresa, mantendrá sus derechos de voto y su posición de Director ejecutivo. Sin embargo, muchos inversores se preguntan, ¿podría el hecho de que Zuckerberg posea ahora menos acciones que antes ser indicativo de la estabilidad de Facebook en el futuro?

Por ahora hay más analistas que esperan que el valor del patrimonio de Facebook crezca en lugar de caer. Muchos se basan en la subida del valor de estas acciones, de un 180% desde 2012 o en e interés que varias organizaciones han demostrado al evaluarlas como un valor "de compra". Sin embargo, los analistas también se muestran más cautelosos tras la noticia de Zuckerberg.

Ante tal declaración podríamos alabar a Mark Zuckerberg por su intención de realizar tan generosa donación y seguir las fluctuaciones bursátiles de Facebook en el futuro a medida que las acciones del Director ejecutivo se venden. Siempre sin olvidar que estar alerta ante acontecimientos actuales como éste puede resultar de vital importancia, ya que podrían afectar a nuestra cartera de acciones.